Un manejo responsable de la energía siempre es una buena medida para cualquier tipo de negocio, a continuación hablaremos sobre algunas medidas que se pueden tomar para disminuir los costos de una empresa y contribuir en la disminución de emisiones de CO2.

Lo primero es reemplazar incandescentes por fluorescentes compactas, dos lámparas fluorescentes de bajo consumo de 26W con un balasto electrónico producen más luz que una lámpara incandescente de 200W.

Utilizar LED dicroicas disminuye el consumo en más de un 80% además de que su vida útil es de 5000 horas. Por otro lado ofrecen mayor nitidez, sin alterar los colores, ofreciendo una potencia luminosa alta, sin emitir calor.

Para iluminar el exterior del establecimiento se pueden utilizar detectores de movimiento, de modo que se enciendan las lámparas sólo en los casos en que se requieran, esto logra importantes beneficios en términos de ahorro en el consumo eléctrico, además de que puede ser un buen método de seguridad si algún intruso caminara hacia el sensor, activaría la luz y sería fácilmente detectable por los guardias o la cámara de seguridad.


Al automatizar el encendido-apagado se recomienda, por su practicidad, las lámparas de bajo consumo de 15W con fotocélula incorporada, ya cuidan el ahorro energético, manteniendo el nivel óptimo de iluminación al funcionar por sí mismas.

Aunque realizar estos cambios pueda implicar una inversión inicial, poco a poco los costos se irán amortizando al lograr una reducción significativa en la cuota mensual destinada a iluminar el negocio.

http://www.lda.one/

undefined